Carta Abierta: Rodrigo Hinzpeter (sí, otra vez)Rodrigo querido:
No vaya a creer que acá lo tenemos de casero o que nos sumamos a los arteros ataques en su contra. Todo lo contrario. Acá solidarizamos con usted, su cansancio y las heridas que debe tener con todo el bullying que denunció de parte de esos zánganos violentistas.
Créame, Rodrigo, a algunos nos consta que la suya es un alma sensible.

¿Qué quiere que le diga? Feo me pareció de Lagos II, aka Ricardo Lagos Weber, con eso de “pobeshito, el ministro tiene bullying”. Parece que el principito se olvida de lo feo que resulta que los demás se burlen de uno. Seguro debe haberse olvidado de lo furia que se puso con la risotada del bueno de Laurence.

hace 2 años